lunes, 11 de enero de 2016

Potes, en Cantabria, la puerta de acceso a los Picos de Europa



Rodeado por imponentes montañas, en Cantabria, el municipio de Potes es el acceso natural a los impresionantes Picos de Europa. Una excelente oferte de naturaleza, patrimonio y gastronomía nos espera en la Comarca de Liébana.


 
Panorámica de Potes, en Cantabria. © Belén Valdehita


La población de Potes


El término municipal de Potes está integrado por la villa de Potes y por el barrio de Rases. Ejerce como capital de la comarca de Liébana, y está situado en la confluencia de cuatro valles: Valdebaró, Valdeprado, Cereceda y La Hermida. Su proximidad a los Picos de Europa hace de Potes el centro neurálgico del turismo en Liébana.

El entorno natural de Potes es realmente espectacular. La localidad está rodeada de majestuosas montañas, las que conforman los Picos de Europa. En la población lebaniega también confluyen dos ríos, el Deva y el Quiviesa. 

 
Antigua iglesia de San Vicente, en Potes. © Belén Valdehita

Podría pensarse que el clima de Potes, por su situación, sería de montaña. Pero nada más lejos de la realidad. En la zona se da un clima de tipo mediterráneo que facilita la proliferación de huertas y frutales en las laderas. Al abrigo de un microclima de rasgos mediterráneos surge en las laderas bajas un paisaje de huertas y frutales.


Qué ver en Potes


No sólo nos sorprenderá el maravilloso entorno natural de Potes. La villa también cuenta con un interesante patrimonio monumental e histórico. Incluye edificios como la Torre del Infantado, edificio medieval que acoge la sede del Ayuntamiento; la torre de Orejón de la Lama, la iglesia gótica de San Vicente y diversos edificios históricos y tradicionales de la zona, como caserones blasonados, que se concentran principalmente en los barrios de la Solana o en el del Sol.

 
Torre del Infantado, en Potes. © Belén Valdehita

A Potes se la conoce como la Villa de las Torres, pero también de los Puentes, y son varios los que sortean el curso de los ríos Deva y Quiviesa a su paso por la villa.


Comer y alojarse en Potes


En Potes encontraremos una gran variedad de restaurantes donde poder degustar la gastronomía local. El plato estrella es el cocido lebaniego, una contundente receta que se elabora con garbanzos cecina o carne, berza y relleno.

No faltan los platos preparados con las carnes del ganado de la zona, que se cría en las verdes praderas de la zona. También son magníficas las carnes de caza, como el jabalí o el corzo, y los pescados que se capturan en sus ríos, como las truchas y los salmones del Deva. Para los más golosos, en Potes se elaboran postres y dulces como los frisuelos, el arroz con leche, los canónigos y los típicos sequillos de Potes. 

Potes y al fondo los Picos de Europa. © Belén Valdehita

No hay que dejar Potes sin haber probado y comprado productos como los quesos locales y el estupendo orujo artesanal que se elabora en la villa. En torno a este apreciado licor se celebra una gran fiesta el segundo fin de semana de noviembre.

La oferta de hoteles en Potes incluye alojamientos como el Hotel Infantado, el Arha Hotel & Spa, el Hotel La Cabaña o el Hotel Valdemoro, todos ellos de dos estrellas, o alojamientos de una estrella como la Posada Laura. Otras ofertas de alojamiento son los Apartamentos Brisas del Deva o el Hotel Apartamentos Villa de Potes.


Qué hacer en Potes


Tanto Potes como el resto de la comarca de Liébana son lugares ideales para disfrutar, sobre todo, de la naturaleza, representada principalmente por el Parque Nacional de los Picos de Europa. En este maravilloso entorno, además de relajarse y disfrutar, se pueden realizar un montón de actividades, como el senderismo, los paseos a caballo, la escalada, la bicicleta de montaña, el parapente o la pesca, entre otras posibilidades. Y en Potes nunca faltan las propuestas culturales y de ocio, como concursos, conciertos, cursos, talleres y eventos festivos. 

Potes, en la comarca de Liébana, Cantabria. © Belén Valdehita

Por Potes pasa la Ruta Lebaniega, que es la que enlaza el Camino de Santiago de la costa con el Camino Francés. Los otros municipios que forman parte de esta ruta son San Vicente de la Barquera, Val de San Vicente, Herrerías, Lamasón, Cillorigo de Liébana, Cabezón de Liébana, Camaleño y Vega de Liébana.

Quizá también te interese:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...