miércoles, 30 de octubre de 2013

Cinco buenos motivos para viajar a Castellón de la Plana, en la Comunidad Valenciana


Castellón de la Plana.

Castellón de la Plana es una localidad de la provincia de Castellón, perteneciente a la Comunidad Valenciana. Para los que no la conozcan, es una bella ciudad rodeada de sierras y ubicada junto al mar. Por si estas dos pistas no fuesen suficientes, ahí van cinco motivos que hacen de Castellón un sugerente destino para todo el año.

1- El agradable clima de Castellón

De tipo mediterráneo, el clima de Castellón es uno de sus principales atractivos. Se caracteriza por ser de lo más equilibrado, sin temperaturas extremas. Disfrutando de más de 300 días de sol al año, su temperatura media anual es de 17 grados centígrados. En invierno la media es de 10 grados, mientras que en los meses de verano la temperatura media es de 25 grados.  En cuanto a las precipitaciones, la época más lluviosa es la otoñal, siendo los meses más secos junio, julio y agosto. 


Litoral marítimo de Castellón.


2- El patrimonio de Castellón

La ciudad de Castellón ha visto pasar numerosas civilizaciones por sus tierras, y todas y cada una de ellas han dejado su huella. Es por ello que su patrimonio cuenta, ente otros, con edificios tan emblemáticos como la Concatedral de Santa María, originalmente del siglo XIII; las ruinas de la Torre Dels Alçaments, del siglo XIV; el Fadrí, una torre campanario del siglo XV; la ermita de Santa Magdalena, del siglo XV; el Palacio Municipal, del siglo XVII; la Lonja del Cáñamo, también del siglo XVII, o la basílica de Nuestra Señora del Lledó y el Palacio Episcopal, ambos edificios del siglo XVIII.

Ermita de la Magdalena, en Castellón. © Wikimedia
  
3- La gastronomía de Castellón

Como sucede en toda la Comunidad Valenciana, el arroz es el principal ingrediente de muchos de los platos más tradicionales de la gastronomía de Castellón. En sus restaurantes preparan magníficas paellas, arroz a banda o arroz caldoso. También la fideuá es un clásico de la cocina castellonense, y en la zona de El Grao, el distrito marítimo, son muy recomendables las recetas elaboradas con pescados. En los meses de invierno son más típicos los platos de cuchara, con abundancia de verduras, como es el caso de la olleta de la Plana.

Para los más golosos, en Castellón disfrutarán con la coca malfeta, la coca de Castelló y las pelotas de fraile. Si visitamos la ciudad en época navideña también podremos degustar los rosegones y los pasteles de boniato o de cabello de ángel. 

Paella, un plato tradicional en Castellón. © Wikimedia
  
4- La oferta de alojamiento de Castellón

Castellón de la Plana posee una excelente oferta de alojamiento para todos los gustos y bolsillos. En la categoría de cuatro estrellas cuentan con los hoteles Intur Castellón, el hotel Civis Luz Castellón, el hotel Vincci Castellón Center o el NH Mindoro. Entre los hoteles de tres estrellas, destacar el hotel Jaime I, el hotel Bag, el Doña Lola o el AC Hotel Castellón by Marriott. En la categoría de dos estrellas están los hoteles Zaymar y Rostits. No hay que olvidar el Complejo Turístico Ximo Boix, ubicado en la playa del Gurugú.


Hotel Civis Luz Castellón.

5- La oferta turística de Castellón

Los cuatro motivos anteriores para visitar Castellón de la Plana se completan con su excelente oferta turística, ya que la ciudad dispone de propuestas tanto para los amantes del mar como del campo y la montaña.

Para los que prefieren tostarse al sol y las actividades acuáticas, Castellón cuenta con tres playas de arena: el Pinar, de 1.750 metros de longitud y 50 metros de anchura; el Serradal de 1.600 metros de longitud y 100 metros de anchura, y el Gurugú, de 1.000 metros de longitud y 100 de ancho.

Los amantes de la naturaleza se encontrarán a sus anchas en Castellón gracias a parajes como el Parque Natural y la Reserva Marina de las Islas Columbretes o el núcleo montañoso de la Serralada de les Palmes, que cuenta con alturas como la Roca Blanca, Magdalena o Jonquera, despuntando de manera significativa el Pico de Penyagolosa, con 1.813 metros de altitud.

Para los que buscan un ambiente festivo, Castellón celebra La Magdalena por todo lo alto. Estas fiestas comienzan el tercer sábado de Cuaresma y duran nueve días. También son muy señaladas la Fiesta de la Virgen del Lledó, el primer fin de semana de mayo, y la festividad de San Pedro, que acontece el 29 de junio en el distrito de El Grao.

¿Son necesarios más motivos para visitar Castellón? ¡Buen viaje!

Islas Columbretes, en Castellón. © Wikimedia


Quizá también te interese:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...