viernes, 17 de abril de 2015

La histórica villa de Bailén, en Jaén, Andalucía



Por su legado patrimonial, su bello entorno natural y sus apasionantes tradiciones, Bailén es un excelente destino turístico en Andalucía

 
Ayuntamiento de Bailén, en Jaén.




En la provincia de Jaén, la localidad de Bailén es, gracias a su situación geográfica y a su ubicación en la principal red de comunicaciones, una puerta de acceso a la comunidad andaluza. Pero eso sí, siempre realizando una reposada parada en esta histórica villa.
En sus tierras, hace ya más de 200 años, tuvo lugar uno de los más importantes acontecimientos de la historia nacional: la Batalla de Bailén (1808), en la que el ejército español derrotó, por primera vez en campo abierto, a las temidas tropas napoleónicas.

El clima de Bailén


La localidad de Bailén suele recibir a cuantos la visitan en primavera y otoño con una agradable temperatura, gracias a su clima mediterráneo-continental, que le proporciona una temperatura máxima media anual de 22,1 grados centígrados y una mínima media de 11,8 grados.


Los veranos ya son otra historia, ya que la temperatura máxima puede llegar a alcanzar fácilmente los 40 grados, y sin caer una gota de lluvia. Por su parte, los inviernos también suelen ser extremos, con temperaturas mínimas de tres grados bajo cero, numerosas heladas y alguna nevada.


El patrimonio de Bailén


Bailén posee un abundante patrimonio histórico-monumental, principalmente religioso, destacando en este apartado la iglesia de Nuestra Señora de la Encarnación, que pertenece al gótico isabelino del siglo XV y está declarada como monumento histórico.


Dentro de los monumentos religiosos también resultan muy interesantes las numerosas ermitas que jalonan la población, como Nuestra Señora de la Soledad (siglo XV), la ermita de Jesús y la de El Cristo (ambas de estilo barroco del siglo XVIII), la de La Limpia y Pura (siglo XV) o la de la Virgen de Zocueca (siglos XVII y XVIII).



Parroquia de la Encarnación, en Bailén.

En cuanto a obra civil, en Bailén destaca la fachada del Palacio Ducal, cuyo origen se remonta a la época visigoda, y que a lo largo de su historia ha ejercido como fortaleza, mezquita, iglesia y casa-palacio. También merece una visita la Huerta del Sordo o de San Lázaro, donde tuvo lugar la batalla de Bailén, y es imprescindible recorrer sus numerosas plazas, como la de España, del Reloj, Reding, Yapeyú o Spetses.

Comer y alojarse en Bailén 


Ciudad de paso entre la costa y el centro de la Península Ibérica, en Bailén se quedan algunos de los mejores pescados que viajan hacia Madrid. Pero también la caza, las carnes y los productos de la tierra están muy presentes en la gastronomía de Bailén. 

Entre los platos más tradicionales, se hallan los guiñapos, hechos con pescado y almejas, las papas a lo pobre, el ajoblanco, el cabrito al horno, la perdiz en escabeche o los lomos de salmón al Amanecer Andaluz. 

Los dulces son un capítulo aparte en Bailén, con postres tan especiales, como el helado elaborado con aceite de oliva o los papajotes. 

Entre los restaurantes de Bailén, uno de los más prestigiosos es Casa Andrés, el cual, además de contar con una amplia carta de vinos, también posee carta de aguas y de aceites. Otros restaurantes para degustar cocina tradicional en Bailén son La Frescura o el 1808. 

La oferta de alojamiento en Bailén es, principalmente, de hoteles con categoría de tres estrellas, como el Bailén, el Zodíaco, el HDC Cuatro Caminos o el Salvador. 

Los hoteles de cuatro estrellas más cercanos se hallan en la localidad de Linares, a 11 kilómetros de Bailén, y son el hotel Santiago y el RL Aníbal. 

A tan sólo ocho kilómetros, en Baños de la Encina, encontramos el hotel Hospedería Rural Palacio Guzmanes, emplazado en un bello edificio histórico del siglo XVII. 

Cosas que hacer en Bailén 


Bailén es una población de Andalucía plagada de historia y con un importante patrimonio cultural, que invita a recorrer sus calles. También posee un entorno natural privilegiado, como la Dehesa Burguillo, enclave desde el que se pueden realizar seis diferentes rutas, contemplando la fauna (aves, ciervos, jabalíes o toros) o la flora de jaras y encinas. También existe una curiosa ruta que descubre las trincheras utilizadas en la guerra civil. 

Centro de Interpretación de la Batalla de Bailén.




Para los amantes de las compras, Bailén ofrece la posibilidad de adquirir sus originales cerámicas, sus artículos de jardinería (muy codiciados en Estados Unidos y el Japón) o sus excelentes vinos, aceitunas y aceites.

Tradición, historia, arte, naturaleza o gastronomía son algunas de las propuestas con las que Bailén sorprende a cuantos visitan este singular municipio.


 

Quizá también te interese:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...